Disrupción endocrina: ¿Qué es? ¿Hay que preocuparse?


Hace mucho que no escribo porque últimamente estoy muy muy muy liada, pido perdón por la tardanza y espero poder escribir entradas con más frecuencia a partir de ahora. Quizá os termino asustando con esta entrada pero no es esa mi intención, solo pretendo informar porque es un tema que quizá no conozca mucha gente y a mi personalmente me llama bastante la atención. 

Antes de todo, saber que las hormonas son unas sustancias químicas secretadas por las células de las glándulas endocrinas de nuestro organismo cuya función consiste en enviar señales a otras células (o a ellas mismas) para que lleven a cabo una función concreta, actúan como mensajeros químicos. Para poder hacer llegar el mensaje la hormona debe unirse a su correspondiente receptor en la célula diana, cuando esto ocurre se dan una serie de reacciones químicas (fosforilaciones básicamente) en cascada que activan a la célula para que lleve a cabo una función específica.  Por ejemplo, la insulina es una hormona que nuestro páncreas segrega cuando nota que nuestros niveles de glucosa en sangre son altos y cuya función consiste en activar a las células para que capten glucosa de la sangre y la metabolicen en forma de glucógeno, grasa o proteínas. La Diabetes tipo I (la de los jóvenes) se debe a la ausencia o escasez de secreción de esta hormona. Las consecuencias de un sistema endocrino alterado suelen ser graves: trastornos metabólicos, inmunológicos, reproductivos, neurológicos, etc, por eso los niveles de hormonas están muy controlados para que las células lleven a cabo sus funciones sin pasarse o sin quedarse cortas.  

Un disruptor endocrino (ED) es una sustancia química que no sintetizan las células de nuestro cuerpo (puede ser artificial o sintetizada por otra especie) que se une al receptor de nuestras hormonas impidiendo que éstas puedan unirse para transmitir la señal a la célula. Esto se traduce en un bloqueo (antagonistas) o una suplantación de la transmisión de señal a las células (agonistas) con lo cual o la célula no responde o responde cuando no debería. A su vez estos efectos pueden afectar a la síntesis de otras hormonas o receptores con lo cual se pueden ver modificados sus niveles, lo que empeora aún más las cosas.  Los EDs interfieren principalmente en la actividad estrogénica y androgénica (hormonas sexuales) con lo cual se altera la capacidad reproductiva y aumenta el riesgo de aborto y malformaciones en el feto si afectan a hembras gestantes, pero también pueden provocar alteraciones neurológicas, inmunológicas, psicológicas, hormonales o aumentar el riesgo de desarrollo de tumores. Suelen ser compuestos  lipofílicos que tienden a acumularse en el tejido graso (bioacumulación).

Bioacumulación de DDT en la cadena trófica.

En 1953 se descubrió que ciertos pesticidas como el DDT tenían actividad estrogénica  porque se empezó a notar que muchas especies animales eran cada vez más estériles, desarrollaban malformaciones, cambios de sexo, estaba alterado el comportamiento sexual, etc, y todos tenían en común que vivían cerca cultivos o reservas de agua contaminada por pesticidas.

En humanos también se han ido observando efectos de este tipo, de hecho, como dato curioso, en pocas décadas los recuentos espermáticos se han reducido un 50% en algunos países desarrollados. Un hecho lamentable  y que afecta directamente al ser humano ha sido el descubrimiento de que un fármaco antiabortivo muy usado entre los años 50 y 70 llamado Dietilestilbestrol (DES) ha provocado y está provocando cáncer de vagina e infertilidad en las hijas de las mujeres que se trataron.  Además de estos efectos, en humanos se ha observado un aumento del riesgo de cáncer de mama y ovarios en mujeres y de cáncer de próstata y testiculos en hombres; retrasos en el desarrollo sexual y retrasos en el desarrollo neurocomportamental. 

Algunos pesticidas no son los únicos EDs que se han identificado, también existen fitoestrógenos (estrógenos naturales de algunas plantas como las isoflavonas de la soja), componentes de los plásticos y otros compuestos químicos,  muchos todavía se están estudiando para confirmar si son o no EDs, de momento solo existen confirmados 45 compuestos. Desde los años 70 se ha investigado mucho el tema debido a su gran impacto medioambiental y sanitario, los mecanismos por los que ocurre son muy complejos y no están del todo claros además con los años se ha puesto en evidencia que los ensayos toxicológicos habituales son insuficientes, es necesario hacer ensayos endocrinológicos

Tampoco pretendo alarmar a nadie porque a nivel del ser humano existen pocas evidencias. Es cierto que estamos muy expuestos a este tipo de compuestos pero no se ha podido validar si existe un riesgo inasumible para nuestra salud porque el efecto depende de la dosis y el periodo y la vía de exposición, los únicos casos realmente relevantes han sido el uso del antiabortivo DES entre los años 50 y 70  y el Desastre de Seveso (1976) en el cual la población de Seveso se expuso a la dioxina TCDD, la cual se sospecha que es un EDs. En ambos  casos las dosis eran muy altas. 

Estos compuestos son muy cotidianos, por ejemplo: en productos de limpieza (alquilfenoles), en el plástico blando de muchos juguetes (ftalatos), en los envases de plástico de alimentos y bebidas (bisfenol-A), componentes de los filtros UV en cremas (3-benzofenona) y contaminantes ambientales como las dioxinas, los furanos y algunos tipos de hidrocarburos, sin olvidar algunos pesticidas o insecticidas de uso doméstico (DDT) y herbicidas (antrazinas). En el 2001  127 países  acordaron ir erradicando   los que eran más usados (Convenio de Estocolmo). Los EDs forman parte de los llamados COPs (Compuestos Orgánicos Persistentes) debido a que su efecto dañino persiste mucho en el ambiente.  Particularmente la Comisión Europea se ha tomado muy enserio la Disrupción Endocrina y desde 1998 ha ido adoptando una serie de estrategias basadas en aumentar la investigación, mejorar el marco legal y hacer llegar al público toda la información disponible.

En muchos países se llevan a cabo campañas de prevención de este fenómeno, fundamentalmente para mujeres embarazadas, mujeres lactantes y bebes, pues son los más sensibles a los EDs. Por ejemplo, se les recomienda no usar ciertos productos de cuidado personal o de limpieza del hogar, evitar comer o beber productos que han sido almacenados en envases de plástico cuyo componente sea el Bisfenol-A (esto también incluye los biberones).  Aunque existe controversia al respecto del Bisfenol-A porque muchísimos estudios han demostrado que tiene actividad estrogénica pero parece que este efecto solo ocurre a dosis muy altas, a las que el ser humano no suele estar expuesto.

El fenómeno de disrupción endocrina existe, es conocido en el mundo científico y está siendo muy investigado pero todavía son pocos los compuestos que se han podido confirmar como disruptores de los más de 600 que se consideran potenciales y que se están ensayando, de momento solo puede aplicarse el principio de precaución. No es cuestión de obsesionarse con evitar los químicos artificiales porque no vamos a poder, en nuestra sociedad es imposible, pero sí debemos tener interés en estar informados, por ejemplo se puede consultar la web de la FDA o  la Endocrine Disruptors Website de la Comisión Europea si tenemos dudas sobre algún ingrediente químico, si queremos saber que ensayos se han hecho, etc.

Acerca de Lhisteria

Bióloga y Bioquímica de formación, me gusta divulgar sobre biomedicina. Gracias por visitar mi blog.
Esta entrada fue publicada en Biología celular, Ecología, Química, Salud y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Disrupción endocrina: ¿Qué es? ¿Hay que preocuparse?

  1. Pingback: Investigación: toallitas de bebe | Mama Crujiente

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s